Reiki

El reiki es una palabra japonesa que significa “energía universal”. Es el sistema holístico y ancestral de curación recuperado para la medicina oriental japonesa, concretamente por el Doctor Mikai Usui a principios del siglo XX. El sistema de sanación originario, que se experimentaba en distintos continentes, era trasmitido oralmente y por esta razón se había perdido con el paso de los siglos.

Los chinos manejaban esta energía desde hace más de 4000 años. Hay testimonios de uso en Europa en la Edad Media y ancestrales en África. La energía ki, circula a través nuestro, nos penetra, nos rodea, nos recorre, forma parte de nuestro cuerpo físico, así como de nuestro cuerpo energético.

Cuando el fluir de esta energía por nuestro cuerpo se encuentra alterado o bloqueado, por alguna circunstancia, estamos propensos a sufrir enfermedades. Si esta energía circula libremente en nosotros, gozamos de salud en el cuerpo, la mente y el espíritu.

Empecemos señalando aquello que no es REIKI: no es una secta, ni una religión, ni una ideología, ni una cura milagrosa. Cualquier persona puede recibir o dar REIKI sin importar su religión, sus creencias o su estilo de vida.
Reiki es una transferencia de energía positiva a través de una imposición de manos. El tacto humano trasmite calor, consuelo y poder curativo. El practicante no usa su energía propia ni toma la energía del receptor. La energía universal entra por la cabeza y baja hasta las manos, pasando por los centros energéticos superiores. Reiki es una manera de expresar el amor universal.

Reiki a domicilio en toda la ciudad de Guayaquil.

Reserva tu sesión de reiki llenando el siguiente formulario.

Math Captcha + 59 = 62