Ciclos de los 5 elementos del Feng Shui

La Teoría de los Cinco Elementos o Wu Hsing analiza las energías “Chi” en sus diversas fases y las relaciona con un elemento que es capaz de crear al siguiente y así en un ciclo creativo.

Esta teoría sostiene que todo lo que existe pertenece a uno de los elementos: el AGUA, la MADERA, el FUEGO, la TIERRA y el METAL, también llamadas las 5 energías.

El Feng Shui busca el equilibro de los elementos. Cualquier desequilibrio es compensado con el elemento anterior (un exceso de agua se equilibra con metal, el elemento que lo contiene y que está tras el metal en el ciclo de los elementos.

Estos elementos —como todo en el universo— tiene una vibración determinada, la cual se puede describir en un estudio de Feng Shui. Los desequilibrios o combinaciones de elementos desarmoniosas se pueden corregir con la ayuda de un experto en Feng Shui.